Puré de patata casero sin lactosa. Previous item Congreso Nacional de... Next item Tratamiento de varices.

Puré de patata casero sin lactosa.

Vamos a olvidarnos de los preparados comerciales y hacer nuestro propio puré de patata casero en un momento.

Ingredientes:

3 patatas cocidas

1 diente de ajo negro

un puñado de kale crudo

10 gramos de aceite de oliva virgen

un chorro de leche de soja

Preparación: lavar el kale, cocer las patas y pelar el ajo. Retirar la piel de las patatas. Introducir todos los ingredientes en cualquier procesador de alimentos (Thermomix, batidora…) hasta que quede homogéneo. Ya tenemos nuestro puré para usarlo como acompañamiento a cualquier comida. En personas diabéticas o con síndrome metabólico (resistencia a la insulina) es mejor consumirlo para acompañar verduras y pescados.

Los purés son ideales para ir introduciendo verduras en la alimentación de los niños. En esta ocasión he usado kale o col rizada, vegetal con un bajo nivel calórico, que es rico en calcio, magnesio, potasio, zinc, hierro, vitamina C y vitamina K. También es una buena fuente de fibra y de proteínas de origen vegetal. Así que el kale nos puede ayudar en muchas situaciones:

-ayuda en la prevención de anemias.

-fuente de calcio.

-prevención del estreñimiento.

-alimentación vegana.

-descenso niveles colesterol LDL y aumento del HDL, ayudando así a la prevención de eventos cardiovasculares.

El ajo negro es el ajo común sometido a un proceso de maduración que le dará la textura y color característicos. Tiene una textura cremosa, un sabor más suave y un color más oscuro que el ajo habitual, así como una digestión más fácil. Entre las propiedades que más nos ayudan están:

-prevención del envejecimiento celular, neutraliza la acción de los radicales dado su alto contenido en vitamina C y antioxidantes. Perfecto para deportistas “ cañeros.”

-ayuda a controlar los niveles de colesterol y triglicéridos en sangre.

-refuerza el sistema inmune.

-regulación de los niveles de azúcar en sangre, ideal para diabéticos o cualquier persona con síndrome metabólico.

Olvídate de comprar el preparado industrial y haz tu puré de patata casero. Atrévete a introducir distintos ingredientes que harán de tu puré un alimento lleno de propiedades.

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar